Las 5 pautas que debes seguir para alimentarte e hidratarte bien durante un viaje en tu coche

Con la llegada del verano, del buen tiempo y de las vacaciones, ahora que la hostelería vuelve a funcionar a pleno rendimiento, es posible que te estés planteando realizar un viaje por carretera. Si se trata de un trayecto muy largo, algo habitual en un país con una superficie tan grande como España, es seguro que tendrás que comer e hidratarte durante el camino. Como la alimentación es fundamental para garantizar un buen aporte energético al organismo y para evitar o minimizar los efectos negativos que puede ocasionar una conducción intensiva, en este artículo te sugerimos una serie de recomendaciones para que la experiencia en tu coche sea mejor y llegues a tu destino con un estado físico y mental óptimo.

Toma hidratos de carbono

Conducir muchas horas agota más de lo que crees. Es importante que tu dieta durante el viaje sea rica en carbohidratos, es decir, en azúcares, almidones y fibras. Estos glúcidos, que se encuentran en alimentos como el pan, la pasta, la patata, las verduras, las frutas, las legumbres, los cereales o la leche, contribuyen a que dispongas de la energía necesaria para ponerte frente al volante.

Ingestas ligeras y equilibradas

Debes valorar que todo aquello que comas tenga una digestión sencilla, pero te aporte las calorías necesarias para que tu balance energético sea lo más neutro y saludable posible. En este sentido es recomendable evitar comidas copiosas o alimentos fritos y especialmente con muchos lípidos (aceites y grasas) que puedan ocasionar acidez o ardor estomacal. Además, la fibra evitará el estreñimiento.

Paradas organizadas y con tiempo suficiente

Recuerda que comer es una necesidad fisiológica, no un mero trámite. Dedícale el tiempo y la importancia que merece. Alimentarse correctamente es invertir en tu bienestar y, en este caso concreto, también en tu seguridad. Prevé tus descansos cada dos horas, planifica su ingesta y reserva unos cuantos minutos para estirar las piernas antes de volver a sentarte en el coche. Esto ayudará a tu digestión.

La clave: una buena hidratación

Beber suficiente líquido es sinónimo de una buena concentración. La Fundación Española de la Nutrición recomienda tomar 250-400 mililitros por hora para un varón de 80 kilogramos de peso. Esta medida puede variar en función de la edad o los estados fisiológicos de cada persona, pero te puede servir como referencia. Si toleras bien la cafeína, te sugerimos que bebas algo de café y refrescos de cola.

El desayuno es sagrado

Se suele decir que es la comida más importante del día. Nunca sabes lo que puede depararte la carretera (un pinchazo, una avería, un accidente, un atasco monumental, etc.), de forma que tampoco puedes estar 100% seguro de cuánto tiempo vas a estar en ella sin alimentarte. No omitas el desayuno, ya que es la única ingesta que puedes afianzar. Por la mañana, dale a tu cuerpo lo que necesita.

Configura tu nuevo coche

Suscríbete al Newsletter Editorial de carwow introduciendo tu email a continuación para recibir actualizaciones con nuestros últimos vídeos, opiniones, noticias y publicaciones de blog.

Podrás darte de baja de estos emails cuando quieras. Una vez te suscribas, estás consintiendo los Términos y Condiciones así como accediendo a nuestra Política de Privacidad.