Días eléctricos de carwow Híbridos enchufables y 100% eléctricos en oferta

Pasos para lavar un coche en poco tiempo, con poco dinero y con resultados excelentes

2 de agosto de 2021 de

En verano es cuando más se ensucian los coches. Se trata de la época del año en la que llueve más agua con barro, el momento en el que más suciedad se acumula en la carretera y también cuando más uso se le da, normalmente, a un vehículo particular. Sin embargo, lavar un automóvil de forma manual y a conciencia no es algo que esté al alcance de todos, bien porque no se tienen suficientes conocimientos, infraestructuras y productos como para hacerlo adecuadamente o bien porque no se dispone del tiempo suficiente (o ganas) para ello. En este conciso artículo te explicamos cómo limpiar tu turismo rápidamente, evitando túneles de lavado automático, pero con un acabado sobresaliente.

Para lavar nuestro coche manualmente en menos de 15 minutos, pero con resultados más que aceptables, por poco dinero y sin abrasar la pintura con rodillos, deberemos seguir una serie de pasos, muy sencillos, aunque con mucha disciplina y en riguroso orden para que tanto la carrocería como los cristales, así como las llantas y todos los elementos del interior luzcan casi como nuevos:

  1. Iremos hasta unos los boxes de lavado con agua a presión, como los que podemos encontrar en la mayoría de estaciones de servicio, con un par de euros que podremos usar en la máquina o canjearlos por fichas que introducir en ella. Por ese importe, dispondremos de unos 4 o 5 minutos de servicio para movernos alrededor del coche con la lanza de presión.
  2. Utilizaremos sólo dos programas, a pesar de que puede haber cuatro o más: uno de agua caliente con jabón para vehículos y otro de aclarado con agua osmotizada. Deberemos utilizar, aproximadamente, un tercio del tiempo total del servicio en enjabonar el coche y los dos restantes en retirar el jabón. Se puede realizar un prelavado químico si es necesario.
  3. El método que se ha de seguir durante esos minutos es aplicar el agua con un ángulo cercano a los 30 grados sobre el plano de las piezas de la carrocería y a una distancia de 30 cm, siempre de arriba hacia abajo. De esta forma, conseguiremos retirar la suciedad de una forma más efectiva y optimizar el servicio, sin tener que pasar dos veces por el mismo sitio.
  4. No hay que olvidar los limpiaparabrisas (que deberemos erguir), las llantas, el interior de los pasos de rueda, la parte inferior de los parachoques, los recovecos que forman algunos elementos de la carrocería (como alerones o portales para matrículas), las colas de escape y los bajos del vehículo. Para estas zonas es mejor aplicar únicamente agua osmotizada.
  5. Cuando el coche ya está aclarado, es importante disponer de una toalla de microfibra (se puede obtener por menos de 3 euros y reutilizar decenas de veces) para secar las piezas de la carrocería, algo que también se debe hacer de arriba hacia abajo y siguiendo la curvatura de la chapa. Faros, cristales y llantas se pueden secar con papel de cocina y un abrillantador.
  6. Una vez tenemos el exterior limpio, para lo cual no deberíamos de haber tardado más de 10 minutos, nos centraremos en el interior. Para ello, lo primero es disponer de un aspirador con boquilla plana y mucha potencia (también se pueden encontrar en muchas gasolineras), así como una gamuza u otra toalla de microfibra que podamos humedecer, no empapar.
  7. Sacaremos las alfombrillas del habitáculo, las sacudiremos y las aspiraremos fuera del automóvil. Luego absorberemos el polvo del suelo del coche e introduciremos la boquilla en todos aquellos huecos donde pueda haberse acumulado la suciedad. Quedarán por aspirar los espacios portaobjetos, que previamente habremos vaciado, la tapicería y el maletero.
  8. Con la cabina aspirada y las alfombrillas devueltas a su lugar, queda por retirar el polvo y las eventuales manchas del salpicadero y otros elementos susceptibles de contaminarse. En este caso, emplearemos un paño húmedo o similar con el que poder frotar suavemente el volante y las superficies de plástico o cuero presentes en la consola central o las puertas.

Configura aquí tu coche nuevo

Suscríbete al Newsletter Editorial de carwow introduciendo tu email a continuación para recibir actualizaciones con nuestros últimos vídeos, opiniones, noticias y publicaciones de blog.

Podrás darte de baja de estos emails cuando quieras. Una vez te suscribas, estás consintiendo los Términos y Condiciones así como accediendo a nuestra Política de Privacidad.