La Fórmula 1 da la bienvenida a un nuevo motorista: Audi se incorporará a la parrilla en 2026

26 de agosto de 2022 de

Audi tiene una complicada tarea por delante: tres años y medio para desarrollar un sistema de propulsión híbrido que pueda ganar la competición. Sauber y McLaren podrían ser sus clientes. La llegada de los germanos a la F1 está motivada por intereses relacionados con el posicionamiento comercial y el desarrollo técnico de sus vehículos “de calle”.

Hoy es un gran día para los amantes del automovilismo y más concretamente para los de su categoría reina: la Fórmula 1. Audi, uno de los fabricantes de coches más reputados del planeta, ha anunciado su entrada en esta competición del motor de cara a la temporada 2026. Eso sí, sólo lo hará, de momento, como desarrollador de unidades de potencia y no como escudería independiente. De hecho, la empresa alemana ha confirmado que, al menos inicialmente, se asociará con alguno de los equipos actuales, sin indicar todavía cuál. De paso, Audi ha aclarado que sus proyectos irán completamente al margen de los de Porsche, otra marca germana con intenciones de introducirse en este mundo, probablemente de la mano de Red Bull Racing.

Ya de forma oficial, Audi Sport estará presente en la Fórmula 1 por primera vez en su historia. Será el quinto y más joven constructor de propulsores tras Ferrari, Renault, Mercedes y Honda. La división deportiva de esta compañía del Grupo Volkswagen, que ya tenía experiencia en otras disciplinas del automovilismo como los rallies, las carreras de turismos y las de resistencia, no ha detallado el equipo o los equipos a los que podría suministrar sus motores, aunque no descarta crear su propia escudería en el futuro. La noticia ha visto la luz durante una rueda de prensa que ha tenido lugar este viernes, 26 de agosto de 2022, en el circuito de Spa-Francorchamps con motivo del Gran Premio de Bélgica de F1 que se celebra allí este mismo fin de semana.

Markus Duesmann, director ejecutivo de Audi AG, Oliver Hoffmann, jefe de desarrollo técnico de la misma sociedad, Mohammed ben Sulayem, presidente de la FIA, y Stefano Domenicali, máximo dirigente de la Fórmula 1, han sido las cuatro personas encargadas de presentar el evento sobre una incorporación tan esperada y con un proyecto tan ambicioso, pues perseguirá la producción de un propulsor capaz de ganar el campeonato del mundo de F1. Si bien no hay nada claro por ahora, se especula con que el motor que construya Audi podría equiparse en los monoplazas de Sauber, escudería que acaba de anunciar el cese de su asociación con Alfa Romeo a finales de 2023. No obstante, la aventura de Audi también podría ir acompañada de McLaren.

La Fórmula 1, especialmente desde que diese comienzo el mandato de Domenicali (ex alto cargo de Audi y ex director ejecutivo de Lamborghini tras su etapa en Ferrari), tentó durante años a Volkswagen para que entrase en su competición a través de alguna de sus marcas con mayor prestigio. Tras casi una década de recelo, el marco del nuevo reglamento de motores a partir de 2026 ha interesado, por fin, a los alemanes. Se tratará de unidades de potencia totalmente distintas (todos los constructores empezarán desde cero), más sencillas y menos costosas de diseñar y fabricar, hibridadas y alimentadas mediante carburantes sintéticos, algo en lo que Audi trabaja duramente para recurrir la prohibición de los motores térmicos en Europa a partir de 2035.

Configura aquí tu nuevo Audi

Suscríbete al Newsletter Editorial de carwow introduciendo tu email a continuación para recibir actualizaciones con nuestros últimos vídeos, opiniones, noticias y publicaciones de blog.

Podrás darte de baja de estos emails cuando quieras. Una vez te suscribas, estás consintiendo los Términos y Condiciones así como accediendo a nuestra Política de Privacidad.