Seat León o Seat León e-HYBRID ¿en qué se diferencian?

El Seat León ofrece en su nueva generación una versión híbrida enchufable que está despertando mucha expectación. Pero ¿qué diferencias presenta? ¿Merece la pena respecto a una motorización diésel o gasolina? Te lo explicamos en este post.

Seat León vs Seat León e-HYBRID

Precio

Empecemos por el factor más llamativo y probablemente diferencial, el precio. Mientras el Seat León tiene un precio de partida de 20.000 euros, el Seat León e-HYBRID asciende hasta los 34.080 euros, si bien es cierto que la variante híbrida se ofrece únicamente desde el acabado Xcellence y tiene una potencia de 205 CV.

Si ajustamos acabados y potencias la diferencia de precio se reduce, pero sigue siendo considerable. El Seat León Xcellence 1.5 TSI de 150 CV se ofrece por 26.150 euros y el 1.5 eTSI DSG de 150 CV cuesta 28.450 euros. De hecho la motorización diésel es la que más se acerca con los 30.740 euros del 2.0 TDI de 150 CV.

De todos estos datos podemos sacar la conclusión de que el Seat León e-HYBRID es notablemente más caro que sus equivalentes convencionales. Por suerte las ofertas de carwow pueden reducir notablemente esta diferencia, por lo que te recomendamos que entres a nuestro configurador para empezar a recibir ofertas.

Ir al configurador

Consumo

Este sin duda es el apartado en el que el Seat León e-Hybrid empieza a recortar terreno a pasos agigantados, puesto que las cifras de consumo que ofrece son simplemente imbatibles. Esto, además de tener un impacto obvio en nuestro bolsillo también afecta de manera positiva al medio ambiente, algo que cada vez (por suerte) nos importa más.

El Seat León e-HYBRID homologa un consumo mixto de 1,2 l/100 km según el ciclo WLTP. Esta cifra, si bien es sorprende, requiere un matiz. La homologación de consumo se realiza suponiendo que la batería está plenamente funcional en todo momento, algo que se ve limitado obviamente a su carga.

Por tanto debemos asumir que estas cifras de consumo se podrán obtener durante cierta distancia entre cargas, aproximadamente 200 kilómetros. Después, cuando la batería se agote, el motor térmico tendrá que hacer todo el trabajo con el consiguiente aumento de consumo que ello conlleva.

Otro de los ases que el Seat León e-HYBRID tiene bajo la manga es la posibilidad de funcionar únicamente en modo eléctrico, lo que implica que literalmente no hay consumo de combustible. Gracias a su batería de 13 kWh la autonomía en modo 100% eléctrico se extiende hasta los 64 kilómetros.

Si comparamos estas cifras con el Seat León 1.5 TSI de 150 CV homologa un consumo medio de 5,8 litros cada 100 kilómetros, por lo que las diferencias son bastante evidentes. En especial si circulamos frecuentemente en ciudad, donde el Seat León e-HYBRID podrá circular en modo eléctrico frecuentemente, con el gran ahorro que ello supone.

Etiquetas de la DGT y otros cambios

De nuevo el Seat León e-HYBRID justifica en parte su sobre precio con la etiqueta CERO de la DGT, que se otorga a coches 100% eléctricos o bien a híbridos capaces de recorrer más de 40 kilómetros en modo 100% eléctrico.

Este distintivo medioambiental de la DGT ofrece varias ventajas fiscales y de circulación, ya que los modelos que lo montan están exentos de pagar impuesto de matriculación y en muchos casos también de circulación. También pueden circular sin restricciones por Zonas de Bajas Emisiones como las de Madrid o Barcelona, o incluso aparcar sin pagar en zonas de estacionamiento regulado.

Las versiones diésel y gasolina obtienen la etiqueta C, que apenas obtiene beneficios, aunque tampoco restricciones. Un punto intermedio puede ser la etiqueta ECO de las versiones eTSI microhíbridas, que encuentran un punto intermedio en el aspecto económico.

Para ir concluyendo diremos que el Seat e-HYBRID no tiene más diferencias respecto al resto de versiones de combustión, únicamente el maletero pierde bastantes litros de capacidad por la colocación de la batería bajo su piso. De esta manera la carrocería de cinco puertas se queda con 270 litros y la familiar con 470 l.