Comparativa de SUV híbridos enchufables: Hyundai Tucson PHEV vs Volkswagen Tiguan eHybrid. ¿Cuál comprar?

Los SUV medianos ofrecen un gran nivel de espacio y polivalencia con unas cotas exteriores relativamente compactas, razón por la cual se trata de un segmento del mercado muy cotizado por las familias de tamaño medio. Sin embargo, aunque cada vez aparecen más alternativas, todavía existen pocos modelos de esta categoría con un sistema de propulsión híbrido enchufable, el cual brinda una mayor flexibilidad y tranquilidad a la hora de llevar a cabo viajes largos, pero permite realizar los trayectos diarios mayoritariamente en modo eléctrico y sin apenas consumir carburante.

En carwow.es hemos decidido comparar las características principales entre dos de los SUV medianos con tecnología PHEV más interesantes del momento por su impacto mediático y su relación entre calidad y precio, ya que ambos se encuentran a mitad camino entre un producto generalista y uno de lujo. Se trata del Hyundai Tucson PHEV y del Volkswagen Tiguan eHybrid, cuyos inicios de comercialización han tenido lugar en 2021.

Configura aquí tu nuevo SUV

Medidas y habitabilidad

El Hyundai Tucson PHEV mide 4,5 metros de longitud, por lo que es tan solo un centímetro más corto que el Volkswagen Tiguan eHybrid. Sin embargo, pese a que el espacio disponible en las plazas traseras es muy similar al del Tiguan (el Tucson tiene algo menos de distancia entre respaldos, pero algo más de anchura total), cuenta con un maletero de 558 litros como mínimo, que son 82 más que en el Volkswagen (476 litros). Los respaldos de las plazas posteriores son abatibles tanto en el uno como en el otro.

La altura libre al techo es sutilmente inferior en el Hyundai, pues el modelo alemán tiene 2 centímetros más de alto (1,67 metros por los 1,65 del coreano) y esto se ve repercutido en el habitáculo. Los dos coches disponen de exactamente la misma distancia entre ejes: 2,68 metros, razón por la cual tienen unas cabinas tan parecidas en cuanto a tamaño. En cualquier caso, pueden alojar a cinco adultos cómodamente y la accesibilidad es buena por cualquiera de las cuatro puertas laterales.

Motor y autonomía

El sistema propulsor del Hyundai Tucson PHEV se compone de un motor de gasolina turboalimentado de 1,6 litros que entrega 180 CV y un motor eléctrico de 91 CV. Ambos se encuentran situados sobre el eje delantero y de forma transversal, asociados a una transmisión automática por convertidor de par con seis marchas. Conjuntamente, desarrollan hasta 265 CV de potencia y un máximo de 350 Nm de par. En este caso, la tracción es integral.

El tren motriz del Volkswagen Tiguan eHybrid combina un motor de gasolina turboalimentado de 1,4 litros que desarrolla 150 CV y un motor eléctrico de 115 CV. Los dos propulsores se encuentran, como en el Tucson PHEV, colocados sobre el eje delantero y en disposición transversal, estando el primero conectado a una transmisión automatizada de doble embrague con seis relaciones. En conjunto, pueden entregar un total de 245 CV de potencia y 400 Nm de par. Sólo tiene tracción delantera y es menos potente, pero como veremos a continuación, las prestaciones del Volkswagen son considerablemente mejores, a excepción de la autonomía.

Así como el Tucson acelera de 0 a 100 km/h en un mínimo de 8,6 segundos, el Tiguan es capaz de realizar la misma operación en 7,5 segundos. Adicionalmente, el Hyundai puede alcanzar una velocidad punta de 190 km/h, mientras que el Volkswagen logra 205 km/h si fuese necesario. Estas diferencias tan poco esperadas se pueden deber a diferencias en el peso, en la aerodinámica o en la gestión de los propulsores o de la batería, sita siempre en la parte inferior trasera del chasis y recargable a 3,5 kW de potencia en corriente alterna para ambos modelos (lo que supondría alrededor de 3 horas y media para realizar una carga del 0 a 100%).

No obstante, las tornas se invierten en lo que a eficiencia se refiere, ya que el SUV europeo tiene un consumo medio homologado según ciclo WLTP de 1,6 l/100 km (durante los primeros 100 km) y una autonomía eléctrica de 49 km, mientras que el asiático presenta 1,4 l/100 km (en las mismas condiciones) y una autonomía eléctrica de 62 km, que es la que influye positivamente sobre el menor consumo del Tucson respecto al del Tiguan.

Configura aquí tu Volkswagen Tiguan

Equipamiento

El Hyundai Tucson PHEV se ofrece actualmente con tres niveles de equipamiento distintos, que se denominan Maxx, Tecno Sky y Style, mientras que el Volkswagen Tiguan eHybrid se puede configurar en dos versiones diferentes, llamadas Life y R-Line.

Ambos modelos llevan de serie todos los airbags de los que disponen (que cubren prácticamente las mismas zonas), volante multifuncional con levas y ajuste en altura y profundidad, control de crucero adaptativo, retrovisores calefactados, asientos traseros con anclajes ISOFIX, control de presión de los neumáticos, asistente de arranque en pendiente, aviso de cambio involuntario de carril, faros LED, climatizador, luces y limpiaparabrisas con accionamiento automático, cuadro de instrumentos totalmente digital, pantalla central táctil, barras longitudinales en el techo, conexiones USB, llantas de aleación (18” de diámetro en el Tiguan y 19” en el Tucson) y kit antipinchazos, entre otros.

El Tucson añade adicionalmente, como parte de su equipamiento estándar, cámara trasera (que en el Tiguan cuesta 390 euros como opcional), configuración dinámica a través de los modos de conducción (opcional por 170 euros en el Tiguan), reconocimiento de señales de tráfico (extra de 220 euros en el Tiguan), acceso sin llave (opcional por 375 euros en el Tiguan), ayuda al descenso de pendientes (no disponible en el Tiguan), alerta de detección de peatones en las proximidades el vehículo (no disponible en el Tiguan) y sistema de conducción semiautónoma (no disponible en el Tiguan).

Por su parte, el Tiguan suma a su equipamiento estándar unos faros antiniebla, un capó desplegable en caso de atropello y una banqueta de los asientos posteriores deslizante que no están disponibles en el Tucson ni siquiera con sobrecoste. La pintura metalizada tiene un precio de 560 euros en el Hyundai y de 585 euros en el Volkswagen.

A medida que se asciende en los acabados disponibles, se opta a más equipamiento tecnológico (infoentretenimiento, conectividad, seguridad activa, etc.) y, sobre todo, a una estética mejorada con detalles específicos, materiales más agradables que resultan en una sensación de mayor calidad y un aspecto más deportivo y/o elegante, tanto en el exterior como en el interior de los vehículos.

Configura aquí tu Hyundai Tucson

Precio

El Hyundai Tucson PHEV 2021 parte de 41.900 euros antes de descuentos comerciales, mientras que el Volkswagen Tiguan eHybrid 2021 arranca en 43.850 euros. Son dos precios similares para dos coches muy parecidos, tanto en términos de prestaciones como de eficiencia, tamaño, habitabilidad y tecnología.

Con las ayudas económicas del Plan MOVES III, el precio final de cada modelo puede reducirse hasta en 5.000 euros si se decide achatarrar un automóvil antiguo. Adicionalmente, en carwow ofrecemos un descuento medio superior a los 5.000 euros tanto por la compra de un Volkswagen Tiguan eHybrid como por la adquisición de un Hyundai Tucson PHEV.

Suscríbete al Newsletter Editorial de carwow introduciendo tu email a continuación para recibir actualizaciones con nuestros últimos vídeos, opiniones, noticias y publicaciones de blog.

Podrás darte de baja de estos emails cuando quieras. Una vez te suscribas, estás consintiendo los Términos y Condiciones así como accediendo a nuestra Política de Privacidad.

Hyundai Tucson

El Tucson tiene una buena relación entre equipamiento y precio y está disponible con etiqueta ECO
8/10
28.475 € - 48.675 €
PVP
Leer opinión Comparar ofertas

Volkswagen Tiguan

Calidad y tecnología en un SUV familiar con estilo
9/10
30.599 € - 63.315 €
PVP
Leer opinión Comparar ofertas