¿Quieres vender tu coche? Mejor precio garantizado

Comparativa entre el Hyundai Bayon y el Hyundai i30

18 de enero de 2023 de

El Hyundai Bayon y el Hyundai i30 son dos automóviles fabricados por la misma marca que, a pesar de pertenecer a diferentes segmentos del mercado, contar con distintos tipos de carrocería y presentar conceptos de producto muy desiguales, podrían estar contemplados por un mismo cliente, ya que tienen un precio parecido y se trata de dos vehículos muy polivalentes. En este artículo los comparamos y analizamos para que puedas decidir con mayor facilidad cuál comprar.

El Bayon es un SUV pequeño, mientras que el i30 es un turismo mediano que, además, cuenta con tres variantes de carrocería: una compacta, una familiar (conocida como SW) y un sedán (denominada Fastback). En esta ocasión nos centraremos sólo en la primera por ser la más popular y la que más puntos en común tiene con el Bayon, aunque las plataformas sobre las que se construyen no son las mismas y su gama de motores difiere mucho. Ambos disponen de cinco plazas.

A grandes rasgos, el SUV de la firma surcoreana (puede considerarse un “crossover”, es decir, un turismo sobreelevado y con una carrocería más voluminosa) es más moderno (fue lanzado en 2021), pero su carga tecnológica y su calidad general es notablemente inferior. En cambio, su compacto convencional está mejor ejecutado y tiene un mejor comportamiento dinámico, pese a que su actual generación es más antigua: debutó en 2017 y recibió una actualización en 2020.

Precios

En carwow puedes configurar un Hyundai Bayon desde 17.078 euros, con una media de ahorro de 2.460 euros. Este descuento está calculado con base en el promedio de las ofertas reales de los concesionarios oficiales que trabajan con nosotros. Puedes recibir la tuya en tu dirección de correo electrónico si accedes a nuestro configurador y eliges la versión y el equipamiento que más se ajusta a ti. Puedes hacer esto a través de los siguientes enlaces. Igualmente, y sólo en esta plataforma digital, es posible configurar un Hyundai i30 desde 18.800 euros, con una media de ahorro de 3.680 euros.

Hyundai Bayon desde 17.078 €     Hyundai i30 desde 18.800 € 

Dimensiones exteriores

El Hyundai Bayon mide 4,18 metros de longitud, 1,78 de anchura y 1,50 de altura con una distancia entre ejes de 2,58 metros, mientras que el Hyundai i30 mide 4,34 metros de longitud, 1,80 de anchura y 1,46 de altura con una distancia entre ejes de 2,65 metros. Es decir, el Bayon es 16 cm más corto, 2 cm más estrecho y 4 cm más alto que el i30, que cuenta con una batalla 7 cm más larga.

A pesar de que el SUV es más pequeño en términos generales, su fabricante ha logrado optimizar muy bien su espacio interior. Además, su menor tamaño permite maniobrar mejor y, si bien su puesto de conducción es parecido al de un coche tradicional como el i30, está posicionado un poco más arriba, lo que también concede una mejor visibilidad. Esto se debe, en gran medida, a que la altura libre entre su carrocería y el suelo es de 16,5 cm, que son 2,5 cm más que la misma cota del i30 (14 cm).

Medidas Hyundai Bayon Hyundai i30
Longitud (mm) 4.180 4.340
Anchura (mm) 1.775 1.795
Altura (mm) 1.500 1.455
Distancia entre ejes (mm) 2.580 2.650
Altura libre suelo (mm) 165 140
Ancho vía delantero (mm) 1.551 1.573
Ancho vía trasero (mm) 1.557 1.581
Diámetro giro (m) 10,4 10,6

Medidas interiores y habitabilidad

Ambos automóviles disponen de cabinas espaciosas con relación a sus dimensiones exteriores, pero diferentes. En el Bayon se viaja más erguido, pues existe mayor altura interior. Por el contrario, el i30 ofrece más distancia longitudinal para las piernas y más anchura para los hombros, tanto en la primera como en la segunda fila de asientos. Por ejemplo, respecto al SUV con el que comparte gama, el turismo de Hyundai confiere en las plazas delanteras entre 3 y 5 cm más de largo y hasta 6 cm de amplitud, pero 3 cm menos de extensión entre la banqueta y el techo.

Las cotas de las plazas traseras son casi idénticas en los dos modelos (inapreciables en la práctica), motivo por el que creemos que el estudio y el diseño del habitáculo en el Bayon ha sido más acertado y relativamente favorable, pues se trata de un producto considerablemente más pequeño que su rival en esta comparativa. Adicionalmente, como veremos a continuación, su maletero es algo superior al del i30.

Maletero

La capacidad del maletero es de 411 litros en el SUV y de 395 en el turismo (381 en las versiones deportivas i30 N), lo que en la práctica supone poder almacenar el mismo número de bultos en el espacio destinado al equipaje. En cualquiera de los dos casos, son muy buenos datos para sus respectivas categorías. Tanto en un vehículo como en el otro, los respaldos de la segunda fila de asientos se pueden abatir, ampliando el volumen hasta los 1.205 en el Bayon y hasta los 1.300 en el i30.

Respecto al espacio mínimo disponible para la carga, la profundidad es de 77 cm en el Bayon frente a los 71 del i30 (esto permite colocar objetos más largos), siendo también la anchura y la altura claramente más ventajosas en el SUV. De nuevo, a la hora de situar los bultos dentro, curiosamente es más fácil hacerlo en el Bayon, pues la boca de carga queda 3 cm más baja que en el i30.

Medidas Hyundai Bayon KIA Stonic
Maletero mínimo (l) 411 395
Maletero máximo (l) 1.205 1.300

Motor y prestaciones

Hyundai Bayon y Hyundai i30 sólo comparten uno de sus propulsores, el cual es el más potente de los que se pueden instalar en el primer coche (120 CV). Las diferencias entre las ofertas mecánicas de cada modelo se resumen en que en el turismo compacto se puede equipar motores de cuatro cilindros con prestaciones muy superiores, cosa que en el SUV utilitario no. No existe opción diésel, híbrida o eléctrica en ninguno de los dos. Es decir, todos funcionan con gasolina.

En el Bayon, el motor de acceso tiene tres cilindros, aspiración natural, 1,2 litros de cubicaje y 84 CV de potencia máxima (muy poco recomendable fuera de la ciudad). El otro también es tricilíndrico, pero cuenta con turboalimentación, 1,0 litro de cilindrada y 100 o 120 CV de potencia máxima según la versión. El 1.2 MPi (84 CV) queda vinculado a la etiqueta C de la DGT, mientras que el 1.0 T-GDi (100 o 120 CV) puede asociarse a la etiqueta ECO si dispone de microhibridación. Este sistema, que también está disponible en algunos casos para el i30, no es capaz de impulsar al vehículo de forma eléctrica.

En el i30, el motor de acceso (1.5 DPi) es de cuatro cilindros y atmosférico, tiene 1,5 litros y rinde 110 CV (le corresponde la etiqueta C). Por nivel de potencia, el siguiente es el 1.0 T-GDi de 120 CV que ya hemos comentado en el Bayon (dispone de etiqueta ECO o C). Le sigue un 1.5 T-GDi que, en esencia, es igual que el 1.5 DPi, pero sobrealimentado y con hasta 160 CV (siempre posee etiqueta ECO). Culmina su gama un 2.0 T-GDi que, con cuatro cilindros, turbocompresor, 2,0 litros y 250 o 280 CV, queda reservado para las versiones i30 N (necesariamente con etiqueta C).

Con independencia del coche al que nos refiramos, la tracción siempre es delantera (no existe ningún sistema 4×4 para estos modelos). En el “crossover”, la fuerza a este eje se transmite a través de un cambio de marchas manual con 5 relaciones en el motor básico y de uno manual con 6 velocidades o automático de doble embrague con 7 relaciones en el que ofrece potencias superiores. En el i30, la caja de cambios manual siempre lleva 6 marchas. La transmisión robotizada DCT, opcional para determinadas combinaciones, dispone de 7 (una más en el N de 280 CV). A continuación, puedes ver todas las opciones seleccionables, así como sus prestaciones:

Gama de motores del Hyundai Bayon

  • Gasolina 1.2 MPi de 84 CV (MAN) Etiqueta C: aceleración de 0 a 100 km/h en 13,5 segundos y velocidad punta de 165 km/h.
  • Gasolina 1.0 T-GDi de 100 CV (MAN) Etiqueta C: aceleración de 0 a 100 km/h en 10,7 segundos y velocidad punta de 183 km/h.
  • Gasolina 1.0 T-GDi de 100 CV MHEV 48 V (MAN o AUT) Etiqueta ECO: aceleración de 0 a 100 km/h en 10,7 segundos y velocidad punta de 183 km/h.
  • Gasolina 1.0 T-GDi de 120 CV MHEV 48 V (AUT) Etiqueta ECO: aceleración de 0 a 100 km/h en 10,4 segundos y velocidad punta de 185 km/h.

Gama de motores del Hyundai i30

  • Gasolina 1.5 DPi de 110 CV (MAN) Etiqueta C: aceleración de 0 a 100 km/h en 12,3 segundos y velocidad punta de 187 km/h.
  • Gasolina 1.0 T-GDi de 120 CV (MAN) Etiqueta C: aceleración de 0 a 100 km/h en 11,2 segundos y velocidad punta de 196 km/h.
  • Gasolina 1.0 T-GDi de 120 CV MHEV 48 V (MAN o AUT) Etiqueta ECO: aceleración de 0 a 100 km/h en 11,2 segundos y velocidad punta de 196 km/h.
  • Gasolina 1.5 T-GDi de 160 CV MHEV 48 V (MAN o AUT) Etiqueta ECO: aceleración de 0 a 100 km/h en 8,4 segundos y velocidad punta de 210 km/h.
  • Gasolina 2.0 T-GDi de 250 CV (MAN) Etiqueta C: aceleración de 0 a 100 km/h en 6,4 segundos y velocidad punta de 245 km/h.
  • Gasolina 2.0 T-GDi de 280 CV (MAN o AUT) Etiqueta C: aceleración de 0 a 100 km/h en 5,9 segundos y velocidad punta de 250 km/h.

Consumo

Debido a la divergencia que hay entre sus características estructurales, sus dimensiones y sus estándares de fabricación, el i30 pesa cerca de 200 kg más que el Bayon. A cambio, la conducción del primero es más silenciosa, confortable y segura. Además, el i30 tiene menos superficie frontal, menos altura total y un mejor coeficiente aerodinámico. Esto significa que, al margen del motor que lleve cada cual, el turismo compensa su déficit de eficiencia por masa respecto al SUV gracias a la forma de su carrocería, que ofrece menos resistencia al avance.

De hecho, en combinación del único propulsor que tienen en común (1.0 T-GDi de 120 CV), el Bayon consume 5,3 l/100 km y el i30 5,2. Casi un calco. Para el resto de motores, el consumo del coche más pequeño va de los 5,2 l/100 km (1.0 T-GDi de 100 CV) a los 5,2 l/100 km (1.2 MPi de 84 CV) y el gasto de combustible del más grande desde los 5,2 l/100 km (1.0 T-GDi de 120 CV) hasta los 8,4 l/100 km (2.0 T-GDi de 280 CV).

Se debe de tener en cuenta que se trata de datos obtenidos bajo procedimiento WLTP, de modo que son sensiblemente más bajos que los que podrían conseguirse durante un uso normal. Por ejemplo, es muy complicado bajar de los 9 l/100 km en un i30 N o de los 6 en un Bayon con la máxima potencia disponible.

Equipamiento

Los acabados del Hyundai Bayon se estructuran en cuatro niveles: Essence, Maxx, Tecno y Style. Por su parte, los del Hyundai i30 quedan escalados así: Essence, Klass, Tecno, N-Line y N-Line X. Los dos últimos se distinguen en que el X cuenta con un aspecto que lo asemeja al de un SUV, sin llegar a serlo bajo ningún concepto. A medida que se asciende en la gama de cada automóvil, la dotación tecnológica aumenta de forma gradual y casi cerrada (se ofrecen paquetes y pocas opciones abiertas a la personalización). Ocurre algo parecido con la calidad de algunos materiales de ornamentación y con la atención a algunos detalles que ofrecen una apariencia más elegante o deportiva. El i30 N es considerado por Hyundai un modelo a parte y su equipamiento es especial.

Aunque hay bastantes diferencias en la cantidad de elementos que puede instalar un modelo u otro a favor del i30, en combinación del acabado de acceso, ambos productos ya llevan seis airbags, anclajes Isofix para SRI en las plazas traseras laterales, asistentes a la conducción tales como la frenada de emergencia automática, la ayuda al arranque en pendiente y el control de crucero, control de presión de los neumáticos, volante multifunción ajustable y forrado en cuero, aire acondicionado, cuatro elevalunas eléctricos, encendido y parada del motor automáticos, retrovisores y tiradores de las puertas en el mismo color de la carrocería, pantalla multimedia táctil compatible con los principales sistemas operativos para teléfonos móviles, 6 altavoces, al menos un puerto USB-A, etc. Puedes obtener información más detallada en nuestro configurador.

Conclusión, ¿cuál me compro?

Ante un coste de adquisición y un consumo de carburante muy similares a igualdad de potencia y de equipamiento, debes de valorar el uso que vas a hacer de tu coche y de lo importantes que son para ti algunas de sus características técnicas. Así, el Bayon es un poco más amplio, versátil y maniobrable, pero el i30 ofrece mayor calidad de rodadura, materiales interiores más agradables y un comportamiento dinámico superior.

Si vas a desplazarte normalmente dentro de la ciudad o entre núcleos urbanos cercanos, te diremos que te decantes por el Bayon, pero si tu intención es la de realizar largos viajes por carretera de forma habitual, te recomendaremos la compra del i30 que, pese a ser un poco más grande, no deja de ser un coche sencillo de aparcar. Por ello, salvo excepciones y dejando de lado el diseño, te invitaremos a comprar el segundo.

Suscríbete al Newsletter Editorial de carwow introduciendo tu email a continuación para recibir actualizaciones con nuestros últimos vídeos, opiniones, noticias y publicaciones de blog.

Podrás darte de baja de estos emails cuando quieras. Una vez te suscribas, estás consintiendo los Términos y Condiciones así como accediendo a nuestra Política de Privacidad.

Hyundai i30

El Hyundai i30 es un turismo compacto de 5 puertas. Está disponible con cinco niveles de potencia, motores gasolina o diésel y siempre con tracción delantera. Hay versiones con hibridación ligera.
7/10
21 870 € - 34 895 €
PVP
Leer opinión Comparar ofertas

Hyundai Bayon

El Hyundai Bayon es el SUV más pequeño de Hyundai. Tiene enfoque urbano y una buena relación entre lo que cuesta y lo que ofrece.
7/10
20 240 € - 28 920 €
PVP
Leer opinión Comparar ofertas