Días carwow: Especial verano Coches en oferta y con entrega inmediata hasta el 30 de junio

Todo lo que debes saber sobre el mantenimiento de un coche eléctrico

El mantenimiento de un coche eléctrico es, en general, bastante similar en casi todos los modelos eléctricos de diferentes fabricantes. Pero en comparación con los modelos de combustión interna, el mantenimiento de un vehículo eléctrico es más simple y barato para el usuario. Esto es todo lo que necesitas saber acerca de un coche EV y su mantenimiento.

¿Qué mantenimiento tiene un coche eléctrico?

Como hay un menor número de piezas móviles sometidas a desgaste, el coste de mantenimiento será menor. A nivel mecánico, son coches más baratos de mantener porque tienen en general, muchas menos piezas. No hay embrague ni caja de cambios con diferentes relaciones que engranan y desengranan permanentemente.

El motor consiste en un único elemento en rotación, en lugar de un conjunto de pistones, bielas y mecanismos en movimiento alternativo y sometidos a la fuerza de combustión. Tampoco tiene correa de distribución, bujías o filtros de aire, elementos que tantos euros nos cuestan en modelos con varios años de vida y bastantes kilómetros encima.

Cuando compramos un modelo totalmente electrificado, el precio desembolsado de inicio por norma general es más alto que en las versiones homónimas de combustión ya sean gasolina o diésel. Pero pese a un coste inicial mayor, las menores emisiones, el menor gasto de combustible/electricidad o las ventajas de aparcamiento en grandes ciudades, provocarán a medio/largo plazo, un ahorro considerable para el usuario. Por norma general, las marcas están estimando que es torno a un 30 y 40% más barato mantener un coche eléctrico

Mantenimiento coche eléctrico vs coche gasolina

Introducciones aparte, toca citar qué elementos hay que revisar y cuáles no en un vehículo eléctrico. No hay que revisar ni sustituir, componentes como: filtro del aire, aceite del motor y su filtro, bujías, embrague, correa de distribución y tubo de escape. Elementos que, como decíamos antes, tienen por norma general un precio elevado de sustitución o reparación.

Vamos ahora con los elementos que sí habría que revisar o sustituir en un coche eléctrico y que están sometidos a desgaste. Neumáticos, filtro del habitáculo, pastillas, discos y líquidos de freno, dirección, amortiguación, líquido refrigerante, escobillas del limpiaparabrisas y, por supuesto, su batería. A priori son muchos componentes, pero la mayoría tienen una muy larga duración como la dirección o amortiguación y otros tienen menor desgaste en un eléctrico que en un coche de combustión como son los neumáticos y los frenos.

La forma lineal en la que el motor entrega el par castiga menos los neumáticos. En el caso de los frenos lo que sucede es que los coches eléctricos cuentan con la frenada regenerativa, lo que permite al conductor, principalmente por ciudad, frenar el coche tan solo con levantar el pie del acelerador. De esta manera, el gasto en los frenos será muchísimo menor que en un coche de combustión y las pastillas y los discos tendrán una mayor duración.

Por último, hay que añadir que hay elementos comunes entre ambos coches que tienen el mismo desgaste. Hablamos de todo lo relacionado con el interior, asientos, tapicería u otros elementos como escobillas de los limpiaparabrisas, el propio líquido de este o ciertos aspectos sin un gran coste de mantenimiento.

¿Cuánto dura la batería de un coche eléctrico?

La batería de un coche eléctrico es elemento más caro. Una estimación razonable según las informaciones de las marcas es que la batería puede conservar un 70% de su capacidad a 8 años vista. Se marca ese tiempo, porque es el tiempo que dura la garantía de muchos de los fabricantes actualmente. Audi, Peugeot, SEAT, Citroën o Mercedes son algunas de las marcas que ofrecen una garantía de 8 años o 160.000 km para las baterías de sus coches eléctricos.

¿Cuánto cuesta cambiar la batería de un coche eléctrico?

No hay un precio exacto del coste de una batería para un particular a la hora de afrontar una sustitución. Pero es un desembolso muy grande que puede partir desde los 5.000€ para una batería completamente nueva. Dado este elevado precio, hay marcas que han optado por ofrecer un sistema de alquiler de batería. De esta manera, el comprador no paga el coste íntegro de la batería y a cambio paga una cuota mensual de alquiler. Cuota que variará en función del kilometraje anual.

Por tanto, podemos optar por desembolsar menos dinero inicialmente a cambio de una cuota mensual por el alquiler de la batería o decidir pagar íntegramente el coche y su batería a riesgo de que en el futuro, el coste de cambiarla correrá íntegramente del bolsillo del usuario.

Cómo alargar la duración de la batería y su autonomía

Ahora que hemos desglosado qué elementos están sometidos a mayor o menor desgaste y cuáles tienen mayor o menor coste, toca concluir con algún consejo sobre cómo cuidar la batería del coche eléctrico con el fin de poder alargar su sustitución. La autonomía de la batería puede variar notablemente por numerosos factores ajenos al conductor como las condiciones meteorológicas o lo pertinente a la conducción de cada uno. Es aquí donde entran las claves para cuidar la batería y la autonomía de un coche eléctrico.

El uso de la frenada regenerativa es crucial. Permite recargar la batería con solo levantar el pie del acelerador y que el coche frene progresivamente sin un gran desgaste de los frenos. Seleccionar el modo ECO ayudará a aumentar el rango de autonomía y a que la conducción sea mucho más suave. Las aceleraciones deben ser progresivas y debemos evitar pisar las brusquedades tanto a la hora de pisar el acelerador como el freno. Hay que procurar también programar bien el cambio del líquido refrigerante a su debido tiempo para evitar un sobrecalentamiento de la batería que provoque su avería.

Suscríbete al Newsletter Editorial de carwow introduciendo tu email a continuación para recibir actualizaciones con nuestros últimos vídeos, opiniones, noticias y publicaciones de blog.

Podrás darte de baja de estos emails cuando quieras. Una vez te suscribas, estás consintiendo los Términos y Condiciones así como accediendo a nuestra Política de Privacidad.