¿Quieres vender tu coche? Mejor precio garantizado

¿Qué es el alternador de un coche y cómo funciona?

18 de noviembre de 2021 de

El alternador es un componente mecánico que lleva necesariamente cualquier coche con motor de combustión y que se encarga de suministrar electricidad a algunos componentes auxiliares del vehículo. Se trata de una pequeña máquina cuyo propósito es transformar energía mecánica en eléctrica, como si se tratase de un dínamo. Su principio de funcionamiento se basa en la corriente alterna mediante inducción electromagnética que se genera en su interior cuando la correa o cadena de distribución gira accionada por el dámper, la polea que mueve el cigüeñal en uno de sus extremos.

El trabajo del alternador se basa en la Ley de Faraday y es un invento de principios del siglo XX que se le atribuye a Nikola Tesla. Para evitar términos complejos, nos centraremos en su labor dentro de un automóvil:

Situado junto al bloque propulsor en el compartimento del motor, se puede considerar que el alternador es el elemento protagonista del circuito eléctrico de un coche. Su misión es producir energía gracias al movimiento que ejerce una correa de servicios sobre él cuando el motor está en marcha para aportar carga a la batería y proveer corriente a sistemas eléctricos tales como la iluminación, la climatización u otros equipos de confort a bordo del vehículo, en ocasiones con demandas energéticas muy altas.

Un alternador normal está formado por cinco componentes clave: una polea que recibe la fuerza del propulsor, un rotor o inductor formado por un electroimán accionado por la polea anterior, un estátor o inducido donde se encuentra el bobinado que reacciona al campo electromagnético creado por el rotor, un regulador para mantener la tensión de salida y un puente rectificador de diodos que modifica la corriente de alterna a continua para que sea útil o práctica para los consumidores del automóvil.

Desde hace años, algunos alternadores son reversibles, es decir, que además de su función principal, también pueden convertir la energía eléctrica en mecánica. De esta forma son capaces de actuar al mismo tiempo como motores de arranque accionados por la corriente de una batería. Esto es habitual en los coches térmicos con hibridación ligera. Gracias a esta solución, existe una serie de pequeñas (y teóricas) ventajas relacionadas con la ecología, el consumo y el confort, eso sí, a cambio de un mayor coste debido a su complejidad técnica.

Configura aquí tu coche nuevo

Suscríbete al Newsletter Editorial de carwow introduciendo tu email a continuación para recibir actualizaciones con nuestros últimos vídeos, opiniones, noticias y publicaciones de blog.

Podrás darte de baja de estos emails cuando quieras. Una vez te suscribas, estás consintiendo los Términos y Condiciones así como accediendo a nuestra Política de Privacidad.