Plan Moves III Revisa las ofertas y toda la información del Plan Moves III para la compra de tu coche nuevo

Toyota C-HR Híbrido

Tenemos ante nosotros un SUV C de moda, el Toyota C-HR híbrido, con motores gasolina 1.8 (122CV) y 2.0 (184CV), cambio CVT y novedades en seguridad activa

Toyota C-HR Híbrido. Diseño moderno y eficiente

A finales de 2016 Toyota presentaba una idea algo rompedora en ese momento, el Toyota C-HR Híbrido, con una estética inusual para los SUV de aquellos momentos, pero que se ha ido haciendo un hueco, llegando a ser el vehículo más vendido para Toyota en el mercado español.

Toyota C-HR Híbrido

Con un restyling el año pasado y la introducción del nuevo motor 2.0, llega ahora una nueva actualización de este Crossover de moda que cumple 4 años en el mercado.

Las principales mejoras se ven en las novedades respecto a seguridad activa que se incorporan: Aviso acústico AVAS (Acoustic Vehicle Alerting System), Avisador de Cambio Involuntario de Carril con asistente activo y sistema de mantenimiento de la trayectoria además de seguir mejorando en conectividad y equipamiento.

Opinión Toyota C-HR Híbrido

Seguimos estando ante la hibridación de Toyota, con motores gasolina que podemos considerar grandes (1.8 y 2.0) unidos a un motor eléctrico mediante un cambio CVT que le hace tener una respuesta perezosa y algo ruidosa, sobre todo en el caso del 1.8.

En el caso del propulsor híbrido 1.8 litros ofrece una potencia de 90 kW / 122 CV, pasando seguidamente al conjunto híbrido eléctrico 2.0 Dynamic Force de 135 kW / 184 CV. En ambos caso solo disponibles con tracción delantera.

A mejorado considerablemente respecto de sus inicios, y Toyota empieza a suministrar lo que el público estaba demandando desde hace tiempo al incluir conectividad Android Auto y Apple Car Play, mediante conexión USB, esos sí. Esto hace, por ejemplo, que la opción del navegador ya no resulte necesaria.

Las baterías ban alojadas debajo de los asientos traseros, lo que hace que el maletero tenga una habitabilidad suficiente, además es bastante cuadrado y al abatir los asientos traseros si queremos llevar algún objeto grande, se queda un piso totalmente plano.

Precio Toyota C-HR Híbrido

  • TOYOTA C-HR ELECTRIC HYBRID 2021 125H Active – 25.500 €
  • TOYOTA C-HR ELECTRIC HYBRID 2021 125H Advance – 26.000 €
  • TOYOTA C-HR ELECTRIC HYBRID 2021 125H Advance Plus – 27.800 €
  • TOYOTA C-HR ELECTRIC HYBRID 2021 180H Advance – 28.000 €
  • TOYOTA C-HR ELECTRIC HYBRID 2021 180H Advance Luxury – 30.600 €
  • TOYOTA C-HR ELECTRIC HYBRID 2021 180H GR Sport Black Edition – 30.100 €
  • TOYOTA C-HR ELECTRIC HYBRID 2021 180H GR Sport – 30.600 €

Desde la primera opción nos encontramos con un coche bien equipado, pantalla táctil con Apple Car Play o Android Auto, Climatizador Bi-Zona, y cámara trasera. La terminación Advance añade el asiento del conductor con reglajes eléctricos, asientos delanteros calefactables, sensores de aparcamiento delanteros y traseros, llantas de 18”, además de la función de ayuda al estacionamiento.

Prueba Toyota C-HR Híbrido

Estamos ante un SUV muy llamativo, aunque lleva 4 años en el mercado, sigue siendo un coche que no pasa desapercibido… 

En el interior, luces y sombras, tenemos zonas donde los materiales dan cierta prestancia y podrían llevar hacia acabados Premium, pero luego hay otras zonas donde no se ha tenido tanto cuidado, y te hacen pensar que podrían mejorarse.

Desde el puesto de conducción, es un coche bastante cómodo, nos siguen gustando los asientos, y ofrece un buen espacio. En la parte trasera, por su especial forma coupe, si es cierto que alguien alto podría sentirse un poco agobiado por el techo y con sensación “claustrofóbica” dado el pequeño tamaño de las ventanillas traseras. 

Puestos ya en marcha, en ciudad, notamos un buen confort, y la suspensión absorbe muy bien los “millones” de badenes que hay que sortear. Además arrancamos en modo eléctrico y podemos seguir así durante casi el 50 por ciento del tiempo, siempre que no superemos cierta velocidad. Se ha ganado también en aislamiento acústico y esto se nota.

La inclusión del motor 2.0 hace que este se note con bastante mejor respuesta, aunque la caja CVT sigue necesitando revolucionar bastante el motor. En cuanto a eficiencia, los dos motores sacan medias de consumos muy interesantes ( entorno a los 5-6 litros a los 100 Km.)

En curva encontramos buen agarre y poco balanceo para un SUV, pero tenemos que tener en cuenta que no es un SUV al uso, siendo algo más bajo que sus oponentes en este sentido, lo que le hace tener una conducción más similar a un turismo convencional.

La recomendación por tanto, mejor el 2.0, y por la diferencia de precio y equipamiento, mejor el Advance. Tendremos así todo un SUV-C, con líneas y estética muy actual y etiqueta ECO, todo un Toyota C-HR Híbrido.